header
Hermosillo se mostró al natural y Lagravere con arte | 11/3/2018

Los novilleros André Lagravere y José María Hermosillo, fueron los triunfadores de la novillada con caballos, este domingo en el ciclo, Soñadores de Gloria, en la Plaza de Toros México.

Respectivamente cada quién cortó una oreja, pero Hermosillo, estuvo más cerca de llevarse la Puerta Grande, que perdió por pinchar a su segundo, en lo que fue una faena de profundidad, y en donde toreo al natural de forma exquisita.

“Fue una tarde muy bonita, necesitaba tener ese sentimiento y llevaba tiempo que no podía. Y ahora salgo triste por haber pinchado, este segundo toro en donde lo es lo mismo, salir con una que salir a hombros, pero qué bueno que la gente disfruto”.

Hermosillo en su primero había estado pautado, tirando del toro, para llevarlo muy templado y arrancar roncos, y profundos olés de un público que disfrutó que hacer y formas.

Por su parte André Lagravere, abrió la tarde con intensidad, haciendo un toreo largo y templado al abre plaza, que dejó ver sus formas y hondura del torero yucateco.

Su segundo fue un ejemplar de encaste Morube, bravo y un tanto violento que no pudo entender en plenitud EL Galo, quién cumplió

José María Pastor, tuvo una tarde errática con el acero y los buenos momentos que tuvo en su primero lo desdibujo de fea manera al pinchar y escuchar un aviso y con su segundo anduvo por debajo de las exigencias del burel que fue mucho mejor que el torero.

El encierro de Santo Tomás, ha sido bueno en términos generales, ya que pelearon con fuerza a los caballos y fueron con calidad y nobleza a las telas.

Incidencias: El picador César Morales tuvo que ser desmontado, ya que el quinto de la tarde remató y golpeó con el pitón, el estribo, pegándole a la cara y ser desmayado.

Comparte este contenido: